Coro de Campanas Jóvenes de Sion RD

    Coro de Campanas Jóvenes de Sion RD

    El Coro de Campanas Jóvenes de Sión RD, se formó en agosto de 2014, auspiciado por la Hermana Nuria Martínez, para proveer a los niños y jóvenes oportunidad de aprender música, tocar en una agrupación y predicar el Evangelio de Jesucristo mediante la música. 

    El primer grupo comenzó con doce jóvenes, los cuales trabajaron por cinco meses bajo la dirección de hermano Rubén Tejada y la hermana Nuria Martínez, en la preparación de diez piezas que fueron parte de un programa presentado para la época de navidad en el año 2014.

    La preparación de este programa se hizo en un tiempo record. Durante esos meses los jóvenes recibieron entrenamiento en lectura musical y en técnicas de ejecución, ensayaron cada semana, a veces más de una vez, para poder estar listos. Ellos trabajaron con mucho empeño para lograr la meta final: “Compartir el evangelio de Jesucristo por medio de la música en una época tan especial como la navidad.”

    Ocho presentaciones se llevaron a cabo en el mes diciembre, siete en los centros de reuniones de la Iglesia en la ciudad de Santo Domingo y una en el Asilo de Ancianos San Francisco de Asís. El público disfruto de cada presentación y para los jóvenes representó la oportunidad de servir a otros, al compartir  sus talentos.

    Tal ha sido el apoyo y entusiasmo para el Coro de campanas Jóvenes de Sión RD, que en el mes de enero, solo cinco meses después de haberse formado, se unieron al coro dos integrantes adicionales y se organizó un coro preparatorio. El propósito de este último es ampliar a otros niños y jovencitos las oportunidades de aprendizaje musical. Este coro preparatorio toca lo que se conoce como campanas tubulares o “handchimes.” Catorce niños actualmente lo integran y ya en tan solo dos meses han preparado tres piezas. La directora del coro preparatorio, la hermana Olga Peralta de Agramonte, ha quedado sorprendida de los resultados y lo rápido que han aprendido.

    Tan pronto, concluyeron las vacaciones de navidad, arrancaron nuevamente con los ensayos semanales, en esta ocasión el motivo fue preparar un segundo programa, el cual estuvo compuesto por diez piezas y se tituló: “La Familia”. Este programa fue muy especial, pues incluyo canciones que hablan sobre las relaciones familiares y la narración cita porciones de “La familia: una proclamación para el mundo”. Las piezas fueron tocadas por el coro de campanas, acompañados del joven flautista Rafael Méndez y el Obispo Alexis Pichardo al piano e interpretada por algunos solistas. Estos elementos incluidos en estas presentaciones trajeron un espíritu muy especial.

    La experiencia para los jóvenes es variada, pero siempre positiva. Ellos comentan:

     “Al inicio no quería participar del coro, pero mi mama me “motivó”, ahora valoro esta oportunidad porque me ha ayudado a desarrollar mis talentos. Mi mamá dice que aunque en ocasiones nos quejamos por los continuos ensayos, siempre cuando venimos de una presentación lucimos felices. Puedo decir que el coro de campanas me hace sentir feliz.” Karla Marian Gutierrez- 12 años

    “Al inicio no quería participar del coro, pero mi mama me “motivó”, ahora valoro esta oportunidad porque me ha ayudado a desarrollar mis talentos. Mi mamá dice que aunque en ocasiones nos quejamos por los continuos ensayos, siempre cuando venimos de una presentación lucimos felices. Puedo decir que el coro de campanas me hace sentir feliz.”
    Karla Marian Gutierrez- 12 años

     “El coro ha sido una experiencia gratificante, estos meses han sido maravillosos, me encantan las presentaciones y cuando las personas nos aplauden, me hace sentir que lo hacemos bien.” Paula Diaz-16 años

     “El coro ha sido una experiencia gratificante, estos meses han sido maravillosos, me encantan las presentaciones y cuando las personas nos aplauden, me hace sentir que lo hacemos bien.”
    Paula Diaz-16 años

     “Ha sido una experiencia hermosa, he hecho nuevos amigos y he mejorado mis habilidades musicales.” Adriana Silfa-14 años

     “Ha sido una experiencia hermosa, he hecho nuevos amigos y he mejorado mis habilidades musicales.”
    Adriana Silfa-14 años

     “Me encantan los nuevos amigos que tengo y lo que aprendo en el coro, creo que todos nos sentimos felices al tocar las campanas.” Sebastián Duran- 13 años

     “Me encantan los nuevos amigos que tengo y lo que aprendo en el coro, creo que todos nos sentimos felices al tocar las campanas.”
    Sebastián Duran- 13 años

     “El coro es un tiempo para relajarme al tocar las campanas y aprender música, todo esto compensa el esfuerzo que hacemos, además nos permite compartir el evangelio.” Jose Luis Diaz- 18 años

     “El coro es un tiempo para relajarme al tocar las campanas y aprender música, todo esto compensa el esfuerzo que hacemos, además nos permite compartir el evangelio.”
    Jose Luis Diaz- 18 años

     “Lo que más me gusta del coro son las presentaciones. Me motive a pertenecer cuando lo vi en una presentación en la navidad, me dije que quería pertenecer a este coro.” Daniela Mercedes- 15 años

    Daniela Mercedes- 15 años

     “Me encantan algunas canciones que practicamos, tocar las campanas es emocionante para mí.” Kamila Polanco- 11 años

     “Me encantan algunas canciones que practicamos, tocar las campanas es emocionante para mí.”
    Kamila Polanco- 11 años

     “En el coro puedo aprender más música, en especial me encanta tocar las canciones que enseñan sobre Jesucristo.” Mireibi Margaritha- 10 años

    “En el coro puedo aprender más música, en especial me encanta tocar las canciones que enseñan sobre Jesucristo.”
    Mireibi Margaritha- 10 años

    La hermana Marlene Silfa, madre de dos jóvenes del coro, comenta: “Esta experiencia ha sido agradable, me ha permitido conocer otros hermanos de la Iglesia y compartir con ellos cada semana. El coro me ha ayudado a fomentar el desarrollo de los talentos de mis hijos y a ellos les ha permitido concentrarse más en sus estudios.”

    Esta experiencia ha sido agradable, me ha permitido conocer otros hermanos de la Iglesia y compartir con ellos cada semana. El coro me ha ayudado a fomentar el desarrollo de los talentos de mis hijos y a ellos les ha permitido concentrarse más en sus estudios.”

    La hermana Agramonte, directora del coro preparatorio piensa que la música inspiradora es capaz de transmitir el mensaje del evangelio. La música, como tal, desarrolla no solo  el sistema psicomotor y la memoria de sus participantes, sino que aumenta su cultura, eleva su espiritualidad y reverencia.

    La música, como tal, desarrolla no solo  el sistema psicomotor y la memoria de sus participantes, sino que aumenta su cultura, eleva su espiritualidad y reverencia

    Para el hermano Rubén Tejada, director del coro de campanas participar en este proyecto ha sido una experiencia muy placentera, el comenta 'sentir el poder que tiene la música de cambiar de forma positiva las vidas de los jóvenes y por ende la mía es de gran valor. Para que una pieza quede bien al  tocar, tanto el director como los jóvenes deben estar unidos, cuando logramos esta unidad en las presentaciones me queda un sentimiento muy especial. Durante estos meses he disfrutado plenamente la oportunidad de trabajar con los jóvenes y también con mis compañeras directoras siento un gran amor por cada uno de ellos'.

    'sentir el poder que tiene la música de cambiar de forma positiva las vidas de los jóvenes y por ende la mía es de gran valor. Para que una pieza quede bien al  tocar, tanto el director como los jóvenes deben estar unidos, cuando logramos esta unidad en las presentaciones me queda un sentimiento muy especial. Durante estos meses he disfrutado plenamente la oportunidad de trabajar con los jóvenes y también con mis compañeras directoras siento un gran amor por cada uno de ellos'.

    La hermana Martinez, directora y fundadora del coro comenta: “Dirigir este coro ha sido una experiencia maravillosa, desafiante e inspiradora. Me quedo asombrada de lo rápido que han progresado los campanistas de ambos grupos en tan poco tiempo. Lo más que he disfrutado es que he podido sentir la presencia del Espíritu Santo al escuchar la música y las interpretaciones durante las presentaciones, aun cuando las he escuchado muchas veces, en distintos estados de progresión. Eso para mí significa que la música testifica de la veracidad del Evangelio. Testificar es lo que queremos hacer siempre.”

    “Dirigir este coro ha sido una experiencia maravillosa, desafiante e inspiradora. Me quedo asombrada de lo rápido que han progresado los campanistas de ambos grupos en tan poco tiempo. Lo más que he disfrutado es que he podido sentir la presencia del Espíritu Santo al escuchar la música y las interpretaciones durante las presentaciones, aun cuando las he escuchado muchas veces, en distintos estados de progresión. Eso para mí significa que la música testifica de la veracidad del Evangelio. Testificar es lo que queremos hacer siempre.”

    En cuanto a los planes del futuro para el Coro de Campanas Jóvenes de Sión RD, la hermana Martínez comenta: “A corto plazo, me gustaría que los jóvenes fortalecieran su conocimiento musical para permitirles tocar las campanas en cualquiera de las once posiciones que existen, añadir una o dos octavas más de campanas con las que se puede tocar música más variada y de mayor dificultad interpretativa; eso elevaría la ejecución del coro. A largo plazo, me interesa lograr que haya en el país más personas que puedan dirigir, componer y hacer arreglos de piezas para agrupaciones de campanas. Sería excelente que en el futuro existan varias agrupaciones de campanas en la República Dominicana, de manera que se apoyen unas a otros al fomentar este estilo de interpretación musical.”

    A corto plazo, me gustaría que los jóvenes fortalecieran su conocimiento musical para permitirles tocar las campanas en cualquiera de las once posiciones que existen, añadir una o dos octavas más de campanas con las que se puede tocar música más variada y de mayor dificultad interpretativa; eso elevaría la ejecución del coro. A largo plazo, me interesa lograr que haya en el país más personas que puedan dirigir, componer y hacer arreglos de piezas para agrupaciones de campanas. Sería excelente que en el futuro existan varias agrupaciones de campanas en la República Dominicana, de manera que se apoyen unas a otros al fomentar este estilo de interpretación musical.”

    Los directores del coro, están abiertos a realizar presentaciones con otras instituciones para el disfrute del público en general.

    “Ya lo hemos hecho a pequeña escala, pero nos gustaría participar en más actividades afines fuera del ámbito de la Iglesia”.

    “Ya lo hemos hecho a pequeña escala, pero nos gustaría participar en más actividades afines fuera del ámbito de la Iglesia”.

    El programa “La Familia” fue presentado en ochos centros de estaca de la Iglesia en la ciudad de Santo Domingo, durante los meses de marzo y abril del 2015, más de mil personas en total disfrutaron de las presentaciones.