Saltar navegador principal

Fe en el Padre Celestial y Su hijo Jesucristo

Fe en el Padre Celestial y Su hijo Jesucristo

Queridos hermanos en toda el Área del Caribe, reciban de parte de la Presidencia de Área nuestras felicitaciones en este nuevo año, oramos para que sobre cada uno de ustedes y sus familias sean derramadas las más elevadas bendiciones que nuestro Padre Celestial tiene para sus hijos. 

Acosta Julio C.1 oficial.jpg

El Área Caribe es extensa, desde la Guayana Francesa en Sur América hasta las Bahamas y desde Barbados hasta Gran Caimán, y “… grandes son las promesas del Señor para los que se hallan en las islas del mar” .

El inicio del camino del discipulado de cada uno de nosotros es la fe, es confiar “íntegramente en los méritos de Cristo” . En la medida en que nuestra fe se nutra por vivir de acuerdo a sus enseñanzas y las de sus siervos escogidos , recibiremos sus bendiciones.

Deseo mencionar algunas de esas invitaciones que el Salvador nos ha hecho y sus bendiciones:

  • Observar Su día de reposo y en él participar de los sacramentos a fin de “conservarnos sin manchas del mundo” (D&C 59:9) y además en este día hacemos su voluntad, entonces los domingos se convertirán en días deleitables. (Isaías 58:12-13)
  • Que le hablemos a otros de una manera solemne de Su evangelio “y os prometo que se derramará el Espíritu Santo para testificar de todas las cosas que habléis”.  (D&C 100:5-8)
  • Que seamos dignos de entrar en el Templo, que lo visitemos a menudo, que traigamos los nombres de nuestros antepasados y cito las palabras del presidente Thomas S. Monson en su mensaje sobre las Bendiciones del Templo en la conferencia de abril del 2015:

“Cuando pienso en los templos, recuerdo las muchas bendiciones que allí recibimos. Al entrar por las puertas del templo, dejamos atrás las distracciones y la confusión del mundo. En el interior de ese santuario sagrado hallamos belleza y orden; allí hay reposo para nuestra alma y descanso de los afanes de la vida.

Cuando asistimos al templo, podemos recibir un nivel de espiritualidad y un sentimiento de paz que superarán cualquier otro sentimiento que podría penetrar el corazón humano. Comprendemos el verdadero significado de las palabras del Salvador cuando dijo: “La paz os dejo, mi paz os doy… No se turbe vuestro corazón ni tenga miedo” (Juan14:22).

La invitación es que guardemos sus mandamientos, que sigamos siempre firmes en la fe a fin de recibir la vida eterna (D&C: 14:7) y además “os ha prometido que si guardáis sus mandamientos, prosperaréis en la tierra”. (Mosíah 2:22)

Cada miembro debe haber recibido o recibirá pronto del obispo o su presidente de rama, un marcador de libro, el cual es la parte más importante de la visión para individuos y familias del Área Caribe, establecida en conjunto con cada uno de los presidentes de estaca y distrito del Área. El propósito de este marcador es que cada miembro, en cada familia de esta región pueda en un espíritu de meditación y oración, establecer sus metas para el 2017. La visión es de todos, para ayudarnos a aumentar nuestra fe en nuestro Padre Celestial y Su hijo Jesucristo y que lleguemos a una conversión más profunda al guardar cada uno de los convenios que hemos hecho con Él. 

8x10_Marcador_Ad (1).jpg

Les invitamos a establecer estas metas lo antes posible, que las lleven consigo siempre y que durante todo el año puedan revisar su progreso, hacerlas parte de tu estudio personal del evangelio y a compartirlas con otros siempre que sea oportuno. Sin duda no solo tu fe será más fuerte al hacerlo sino que  también Sión se establecerá más firmemente en toda el Área. 

Somos de linaje sagrado , somos hijos e hijas de Dios, miembros de la Iglesia verdadera, establecida por el Padre y el Hijo cuando respondieron la humilde oración del joven profeta José y una vez más la autoridad del sacerdocio y las ordenanzas necesarias para volver a Su presencia fueron restablecidas en la tierra. 

Mis hermanos testifico de la divina misión de nuestro salvador Jesucristo, de su expiación y del sagrado evangelio que Él nos ha dado , el cual tiene el poder para tomar al hombre, junto a su familia y depositar su alma a la diestra de Dios en el reino de los cielos , ruego que tengamos la fe para seguirle y hacer las cosas que le hemos visto hacer , nunca olviden que el que pide, recibe; y al que llama se le abrirá . Amén.